jueves, 25 de febrero de 2016

Saber esperar: ¿Qué sacrificas cuando eres mamá?


Sabe esperar, aguarda que la marea fluya
-así en la costa un barco- sin que el partir te inquiete.
Todo el que aguarda sabe que la victoria es suya;
porque la vida es larga y el arte es un juguete.
Y si la vida es corta
y no llega la mar a tu galera,
aguarda sin partir y siempre espera,
que el arte es largo y, además, no importa. 
ANTONIO MACHADO

Cuando te conviertes en mamá, consciente o inconscientemente sacrificas algo . Las madres que siguen con su trabajo, sus horarios sacrifican horas con sus hijos, las que reducen jornada o dejan el trabajo sacrifican su vida laboral, su profesión y si tienen la suerte de estar en una de esas empresas que concilian de verdad la vida cambia y se sacrifica mucho del el tiempo libre, el ocio, las aficiones... Y sí, todo se puede retomar pero muchas, bastantes, la mayoría, solemos tener la sensación que mientras estamos en un sitio estamos sacrificando estar en otro. 

En mi caso fui madre muy joven y nunca he sabido realmente que es lo que he sacrificado, pero he vivido mucho tiempo con la sensación que ser madre me cerraba muchas puertas, me quitaba mucho tiempo, me impedía hacer muchas cosas. He disfrutado cada momento, cada día con ellos pero hay sensaciones que son complicadas de desterrar. Ver a tus amigas avanzar en sus carreras, llevar unas vidas cosmopolitas, tener citas y desengaños, mientras a mi se pasaban los días entre el parque, fiestas de cumpleaños llenas de globos y plastidecors me hacía (de vez en cuando) sentirme frustrada e incompleta. Creo que durante algún tiempo este tipo de sentimientos no me dejo ser del todo feliz. 

Un día tropecé con este poema de Machado. Sus palabras me acompañan desde entonces.  El secreto es saber esperar, porque la vida nos tiene reservadas muchas sorpresas, nunca sabes donde vas a encontrar la oportunidad de tu vida, donde te va a ir llevando. Es posible que sacrifiquemos muchas cosas cuando nos hacemos mamás pero también es cierto que hallamos muchas otras y que la maternidad nos enseña muchísimo: nos hace reencontrarnos con nosotras mismas, nos pone los pies en la tierra, nos enseña a mirar más allá de lo que nos enseña vista. 

Saber esperar es lo que me han enseñado mis hijos: a que por correr más no necesariamente se llega antes, que la vida es impredecible pero en el sitio más inesperado se encuentran las oportunidades más maravillosas, que el éxito puede estar a la vuelta de la esquina y solo es cuestión de tiempo, de esperar, pero que si no llega "no importa" porque lo importante ya lo tengo. 











Botas: Hunter
Abrigo Selene: Tete y Martina
Abrigo Leo: Casilda y Jimena
Gorro Leo: HyM
Mi abrigo: Zara (rebajas)

6 comentarios:

  1. Sin duda, uno de mis posts favorito!!! ❤❤❤

    ResponderEliminar
  2. Qué bonito cómo te has sincerado en este post. Yo no soy madre y ya tengo casi 27 años,pero creo que debes mirarlo de esta forma: cuando yo esté entre plastidecores y parques porque habré sido madre más tarde, los tuyos estarán criados y aún siendk joven, podrás disfrutar de muchiísimas cosas. Un beso enorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. je, je, je eso me ha servido mucho tiempo, pero ahora aceptada ya mi vida tal y como ha sido lo cierto es que independientemente de lo que disfrute después no cambiaría nada. Besos guapa

      Eliminar
  3. Bravo!!! Me he sentido muy indentificada...yo tambien he sido madre joven y ves como tus amigas sigen consiguiendo sus retos y tu no tienes tiempo para nada...en casi dos años aun no he conseguido saber organizarme y eso me frusta muchisimo...gracias por compartir esto con nosotras!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada, es verdad que es difícil, pero al final todo llega, verás como pronto lo veras mayor y dirás pero donde quedo el caos y hasta lo echaras de menos, un beso grande

      Eliminar
  4. Bravo!!! Me he sentido muy indentificada...yo tambien he sido madre joven y ves como tus amigas sigen consiguiendo sus retos y tu no tienes tiempo para nada...en casi dos años aun no he conseguido saber organizarme y eso me frusta muchisimo...gracias por compartir esto con nosotras!

    ResponderEliminar

Tus comentarios son muy importantes para mi.
Ayudame a mejorar